7 de abril de 2011

Un despropósito llamado #LeyLleras

Regreso a esta abandonado blog, a tocar el tema que más me inquieta, y no es la ley del primer empleo, o la “privatización” de la educación, no, en esta oportunidad voy a hablar de un tema que asombrosamente ningún medio de comunicación colombiano ha querido tocar, ya sea por miedo, o porque a ellos también les conviene que resulte, la ley “Por el cual se regula la responsabilidad por las infracciones al derecho de autor y los derechos conexos en Internet” o #leylleras, una ley creada perversamente para favorecer a una industria paquidérmica, a la cual le ha dado pereza reinventarse y la que apunta de lobby pretende seguir ganando utilidades. Pero no solo eso, sino que también puede dar pie a censurar el internet según le convenga al gobierno.

El proyecto de ley que se puede leer en esta ubicación, y que según el blog oficial del Ministro que la propone, el Ministro del Interior y la Justicia German Vargas Lleras lo explica así:

1- Se podrán bloquear contenidos en materia de pornografía infantil
2- Impedirá infractores del derecho de autor y derechos conexos (Música, libros, audiovisuales, software, televisión, radio, fotografías, pinturas, etc).
3- Tipifica la piratería en Internet que se realiza utilizando soportes digitales de obras protegidas por el derecho de autor y prestaciones protegidas por los derechos conexos.
4- El proyecto propone que en Colombia la decisión de bloquear páginas Web o contenidos esté en manos de la jurisdicción, y que el procedimiento creado brinde garantías procesales y la libre información de los usuarios de Internet.

Lo primero que me cuestiono es por qué dicho proyecto de ley no fue presentado por un ministerio más afín, como lo es el Ministerio de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones. Es más me gustaría conocer la opinión que tienen ahí sobre este proyecto, ya que eso que se dicen de bloquear los contenidos de pornografía infantil ya existe en la legislación colombiana (ver ley 679 de 2001 y decreto reglamentario 1542 de 2002), y también es conocido que el TLC con Estados Unidos obliga a legislar frente a derechos de autor, ¿pero por qué de esa manera?

Desde un principio la Internet ha sido un lugar libre, en la cual se puede compartir ideas, en donde michos tienen un escape y donde se encuentra mucha información la cual debe ser libre para el que la necesite. Ahora bien los gobiernos deben regular el acceso a esta red, pero no se puede regular la red para favorecer a una serie de empresas, los gobiernos deben procurar que Internet sea una red neutral. En la cual debe estar garantizada la libre expresión y el flujo continuo de información (este blog es ejemplo de eso).

El problema de la piratería, no se soluciona mandando a la cárcel a la gente que distribuye cds en la calle, ya que el problema de la piratería, hablando del caso colombiano es de poder adquisitivo, poniendo un ejemplo, una familia de 4 personas que solo se mantiene con 1 salario mínimo (cerca de $550.000, algo así como 290 dólares al mes… increíble, pero cierto), que hace un esfuercito y ya sea por un crédito de Codensa, o cualquier otro medio se hace de un computador, como el señor Vargas Lleras pretende que compre la licencia de uso de ya sea un sistema operativo mejor a Windows 7 Starter, una licencia de Office, que las dos licencias ascienden a algo más de $900.000 mil pesos. El gobierno y el congreso podrían considerar subsidiar la compra de software, pero en el país aún el computador es concebido como un lujo y no como una necesidad (partamos del hecho que nuestros padres de la patria ganan más de 23 salarios mínimos legales vigentes); podría impulsar el software libre, pero como siempre accede a presiones externas y de multinacionales y prácticamente hace lo que mejor sabe hacer: joder al pueblo.

Tengo un deseo muy grande de ver que una iniciativa tan cruel y tan alejada a la realidad colombiana como es la #LeyLleras, fracase o que se modifique, ya que el derecho al conocimiento debe primar al del lucro económico de una minoría.

Ahora bien, si llegase a ser aprobada esta ley, se dejaría un antecedente muy grave, pues la pena por “violar los derechos de autor” es más alta que la de los conductores que conducen en estado de ebriedad. ¿No hay cosas más importantes en un país donde los casos de corrupción son pan de cada día, donde la rama judicial está saturada, y en donde grandes criminales siguen libres por la ineptitud de quienes deben capturarlos?, las prioridades de este país son un chiste, un mal chiste en el que eso que el bien común está por encima del bien particular es solo una frase que se dice en campaña electoral.

Solo queda por preguntar cuántos de los honorables congresistas poseen nexos con empresas interesadas con esta industria, cuantos congresistas tendrán software y demás obras “protegidas” por los derechos de autor de manera pirata, y si esto les constituirá un impedimento por lo menos moral (si es que conocen esa palabra). Aparte de cuantos recursos económicos darán a este despropósito llamado eufemísticamente como la Ley Lleras

0 Comentarios:

Aviso:

Esta página es creada, vigilada y actualizada constantemente por su dueño, Diego R. Soler S. Los textos utilizados son de su autoría y por lo tanto se encuentran sujetos. Bajo un licenciamiento Creative Commons. De no serlo, la fuente de donde fueron tomados es debidamente citada.

Las imágenes utilizadas en esta página son propiedad única y exclusiva de sus autores, no mías, por lo tanto procuro citar siempre la fuente de donde se obtuvieron. De considerar que se está violando en algún momento el respectivo, Derecho de Autor por favor sírvanse avisarme para así poder tomar los correctivos y medidas necesarias, evitando así el detrimento y buen nombre de ambas partes, lo más pronto posible.

El contenido expresa única y exclusivamente mi punto de vista, no el de la sociedad en general, cualquier comentario o sugerencia será siempre tenido en cuenta mientras no atente contra el principio de libertad.

Las groserías y faltas de respeto contra el autor no son aceptadas en esta página. Si no está de acuerdo con mi punto de vista y no se considera capaz de expresar su opinión de manera constructiva, evítese el trabajo de seguir leyendo y busque una página que se encuentre de acuerdo con sus ideales y expectativas.

Esta página NO tiene misión, solo es mi espacio, para expresar y plasmar el Derecho de Libertad de expresión consagrado en la Constitución Nacional en su articulo 20.